Edición Nro: 2781

EDITORIAL

Lágrimas de gol

Independiente, abusos y alegrías

Lágrimas de gol
Apenas terminado el partido en el que Independiente, de visitante, derrotó por 2 a 1 a Corintians, el cronista de campo fue sobre Martín Benítez, que con lágrimas en los ojos respondía lo que podía, mientras recibía felicitaciones por su rendimiento en el partido. Ocurre que Martín fue señalado, junto con su ex compañero Ezequiel Barco, como uno de los abusados en la pensión de Independiente entre el 2014 y el 2015. Las lágrimas del pibe y las frases entrecortadas hablaban de la presión, injusta, a la que someten a esos jóvenes, chicos de 20 años, por un punto de ratting. Las lesiones que pueden quedar en la humanidad de estas personas es inimaginable. La cosa promete seguir, el dolor también.

Un testigo de identidad reservada declaró que Martín Benítez y Ezequiel Barco fueron víctimas de la red pedófila, junto con otros chicos. La denuncia tuvo lugar en el marco de la causa que investiga abusos a menores en el club de Avellaneda. El joven compartió pensión con los jugadores ya consagrados. La noche en que Independiente puso en caja al equipo brasilero en su casa, tienen un gusto ambíguo en el paladar de este jugador. Pocas veces en la vida va a recordar un triunfo tan merecido en Brasil y seguramente estos días, en que su nombre fue ventilado cruelmente, los va a recordar como los más tristes de sy vida.

Según informó el periodista Gustavo Grabia en TyC Sports, un testigo de identidad reservada aseguró en su declaración testimonial en la causa de abusos en Independiente que los jugadores Martín Benítez y Ezequiel Barco (hoy en el fútbol de EE.UU.) fueron víctimas de la red de pedofilia. El periodista mostró al aire, el joven, que habría ingresado a la pensión en el año 2014 y compartido estancia con los dos jugadores, asegura: “Benítez y Ezequiel Barco hicieron favores sexuales a cambio de dinero”.

¿Era necesario? Seguramente que no. La justicia puede seguir investigando sin exponer estos chicos en los medios. Martín llora lágrimas de gol. Independiente festeja, mientras su presidente está en la lupa por lavado de dinero y sus jugadores juveniles fueron abusados por degenerados y mascrados por los medios inescrupulosos.

Autor:Lic. José Luis Dranuta | 2018-05-03 | Editoriales Anteriores | Compartir: